Armonizar los chakras (7)

Séptimo  Chakra «Sahasrara» 

Séptimo Chakra
Séptimo Chakra

Para armonizar este centro energético lo ideal es hacer practicas similares a las de los  primeros chakras.

Contacto con la naturaleza

Podemos incorporar actividades en la naturaleza; caminar con los pies descalzos en la tierra, meditar junto a un árbol, sentir la energía de cada ser vivo e intentar escucharlos.  

Lo esencial es dedicarle un tiempo diario a esta practica, integrando el silencio total.

Otras maneras de equilibrar el chakra Sahasrara, es comer con moderación, respetando el reino animal, acercándose de una manera progresiva a la dieta vegetariana, incorporando reiteradamente algunos ayunos a tu vida diaria.

Durante el día se recomienda comer ligeramente, alimentos frescos o cocidos con poca grasa: vegetales, fruta, yogures, hidratos de carbono de harina integral. Se recomienda no ingerir proteínas, azucares, grasas o alcohol.

Practicas Energéticas

Aprender Reiki y realizar tu auto-sanación de forma continua armonizara todos tus chakras y elevara de forma muy eficas la energía del septimo chakra. Un buen curso de reiki te puede ayudar a desarrollar esta tecnica de forma efectiva.

Del mismo modo recibir terapia de reiki, de forma regular, te desarrollara espiritualmente.

Por otro lado, la práctica de yoga, taichí o chi-kung son formas de estar conectado al espíritu, logrando flexibilidad.

Practicar diariamente la unificación de los chakras nos ayuda asimismo a estar centrados en nuestra divina presencia.

Aconsejamos además el trabajo con las piedras, esencias e inciensos, así como la cromoterapia: vestirse de violeta, blanco o dorado, también envolverse en esos colores a través de la visualización.

Un ejercicio que puede ayudarnos a realizar de una manera consciente la alineación vertical, de la que hablábamos, es realizar un pacto con nosotros mismos para estar al servicio de nuestra Divina Presencia.

Realizar un ritual puede ayudarnos a reforzar esa intención dentro de nosotros, porque hablaremos con el lenguaje del inconsciente, que es simbólico. En momentos de deuda o de crisis nos lo recordara.

Cada persona puede llevar a cabo el ritual como sienta o quiera. Una meditación en el lugar sagrado es suficiente, pero yo recomiendo que se haga con un padrino o madrina que lo oficien, si es posible, ya que de esta manera se tiene testigos de la ceremonia.

Es muy importante que se convoque a nuestros guías personales, les conozcamos o no, y se invoque protección.

Autor entrada: Rocio Vassallo Godoy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *